Si en tus sueños se aparece ese ser incómodo, escucha la rola de RubimenteLa maldita paz, para decirle adiós y que desparezca de ellos.

rubimente la maldita paz

Cuando estás soñando, no te das cuenta que las emociones también juegan un papel importante dentro ellos, pues son una notoriedad de la situación emocional, en la que a veces aparecen seres incómodos que quieren seguir estando en nuestra vida… algo así como esa parejas pasadas.

Es así como llega La maldita paz, de Rubi Peláez, mejor conocida como Rubimente.

En La maldita paz, Rubimente apela el amor y el romance a la más dulce expresión de los sentimientos, además de expresar esa intromisión de la debilidad ante las situaciones de la vida y el amor, con esos ritmos sabrosos mexicanos y ese toque cool y fresco del pop.

La maldita paz es el lado opuesto a su primer sencillo que presentó en noviembre del 2020, Piel de chocolate, donde con el dulce sonido del folk, se combina con lo bonito de moños y azúcar, todo en un tono rosita, en los que podemos sentir ese enamoramiento a flor de piel.

Y en palabras de Rubimente menciona sobre este nuevo sencillo: la maldita paz es la otra cara de la moneda, habla sobre la desesperación y la incomodidad que se viven al no poder olvidar a un viejo amor porque sigue apareciendo en sueños.

Como sabes, lo que siempre aparece en nuestros sueños, tienen una carga simbólica emocional, lo cual siempre se interpretan como buena suerte, un cambio radical en la vida, o hasta a veces pensar que corremos algún peligro o una situación de salud.

A veces, estas interpretaciones se presentan como animales, eventos y hasta personas, y que los intérpretes oníricos están de acuerdo en que soñar con una casa hace referencia a nuestro estado emocional interno.

El entorno de La maldita paz de Rubimente es un sueño triste en una cocina, en la que hay una carencia afectiva y sentimientos no resueltos, el dolor que solo vive en la mente. El tema ya se encuentra disponible en plataformas digitales.

En este caso, cada parte de la casa representa cosas distintas; el baño simboliza nuestra intimidad y nuestros secretos, el sótano nuestro inconsciente, la sala nuestras relaciones con otros, y la cocina hace referencia al amor y a la seguridad afectiva.

La maldita paz es esa vez que, sin querer, te encuentras con algunas personas o ese viejo amor que podría haber sido bonito o tóxico que a fuerzas, quiere seguir dentro de nuestras vidas.

¿Aún no conoces a Rubimente? Ven, trae un té calentito y siéntate a escuchar su historia.

Nos remontamos a la edad de ocho años de Rubí, cuando comenzó a escribir canciones en las hojas de sus cuadernos de la escuela, sin tener un conocimiento o entrenamiento previo en la composición.

Pasó el tiempo y de una forma casi accidental, uno de sus profesores le mostró algunos acordes de guitarra, y desde ese momento, la magia del aprendizaje autodidacta hizo su efecto y así fue cómo decidió seguir el camino musical.

Apenas en el 2020 comenzó su viaje como Rubimente, al lanzar su primer rola Piel de chocolate, la cual es una canción que representa ese espléndido color de la voz femenina en la música, con los toques de ritmos mexicanos y un pop potente.

En Piel de chocolate, Rubí es acompañada por una jarana a cargo de la propia intérprete, bajo la mezcla de Luis Alexaurus Aguirre y Diego Yong, y en su video musical, el amor explota con cada una de las escenas.

Y ahora, es momento de escuchar su contraparte con La maldita paz de Rubimente para decirle bye bye a esos simbolismos de esa persona que quiere seguir con nosotros.

Deja un comentario

Avatar
Sabelotodo del anime. Soy siempre Joker y Peach en Super Smash Bros. Los cantantes asiáticos son mi gusto no tan culposo. Let's rock!