Adéntrate en el caos para reconocerte a tí mismo, escapa de él y conoce el mundo de una forma diferente. Así es Generations, el nuevo álbum solista de Will Butler.

will butler disco

El caos nos lleva a que mientras buscamos un poco más dentro de él, siempre nos llena de un poco más de su esencia. Así es como podríamos describir a Generations, el nuevo bebé musical de Will Buttler.

El álbum nos denota una serie de conversaciones interconectadas entre cada una de las rolitas, dándonos una especie de ánimo, pero extraído de un miedo que no podríamos explicar en cierto modo.

Comenzamos el álbum con Outta Here, una canción totalmente corresponsiva al sonido de Will Butler, pero con una letra bastante reflexiva acerca de lo que nos habla el álbum, el caos basado en más caos.

Bethlehem es la continuación, dándole un poco de pasión loca por la música, una canción llena de energía, donde perderás la cabeza en el ritmo de la batería y el riff de las guitarras.

Close my eyes, esta canción de lo nuevo de Will Butler desde que tuvimos la oportunidad de escucharla fue una gran sorpresa porque, a pesar de tener un momento algo relajado después de la energía del track anterior, ésta nos da una introspección a ese caos dentro del caos, llegando casi a la calma.

I don’t know what I don’t know, es esa pieza musical que nos hace pensar lo que realmente desconocido puede mantenerse así, o sin querer, pronto reconocerás lo que temer ante lo que no es tan conocido.

Surrender es una de rolita bastante buena, un sonido folk, pero cambiando a una canción más tipo del blues, con una letra bastante rica y realmente cute but psycho, con solo acompañada como una especie de coro, contestándole la conversación que nos lleva esta canción de Will Butler.

Hide it away, esta fue de las que más encontré que me agradaron bastante, su brillantina musical que me resaltó con la letra y el ritmo, me llevó por un viaje de emociones, aunque algo enérgica y deliciosa, pero llena de una angustia muy palpable.

Hard Times es una rola que, podríamos utilizarla para describir lo que últimamente hemos vivido ante todo este tiempo dentro de casa, su ligereza puede hacer una de las canciones confortantes del disco de Will Butler, pero con una duda que no llegaríamos a aclarar en cierto punto.

Promised, la rola más significativa para algunos, pues nos lleva por una conversación acerca de ciertas promesas y acciones que, en cierto punto fueron algo contingente, pero ¿qué nos llevó a prometer aquello?

Not gonna die es también de las joyitas de este álbum solista de Will Butler, ¿por qué morir si podemos hacer algo por estar mejor dentro de este caos? Este track puede ser uno de tus favoritos sin duda.

Y concluimos con Fine, así como dicta el título, está bien pensar que el caos interno, ya sea que escarbemos cada vez más profundo y lleguemos al origen de éste, siempre podremos estar bien y seguir siempre moviéndonos hacia adelante.

Sobre este nuevo álbum, Will Butler menciona: traté de hacer que las letras fueran una descripción directa y honesta de una emoción que siento a menudo, un impulso de cambio acompañado de desesperanza: estoy cansado de esperar un mejor día.

Cada uno de los tracks son conversaciones ciclícas, podríamos llamarlo así, brindándonos así una sensación en particular, cualquier respuesta es refutada y todas las verdades del mundo son contingentes, pero aún así, todo el álbum es una forma de decirnos: sigue adelante.

Las canciones son tan brillantes y placenteras, las cuales se combinan con la energía y brillo de la banda de Will Butler, integrada por Miles Francis, Sara Dobbs y Julie y Jenny Shore.

La energía que reflejan, y que podemos denotar a través de Generations, hacen de este disco uno muy eléctrico.

Sin duda, es un álbum que a pesar de estar lleno de un temor ante lo incierto y un cierto toque de arrepentimiento, aún brilla la ligereza en la música de Will Butler.

Deja un comentario

Reseña Panorama
Calificación
Avatar
Sabelotodo del anime. Soy siempre Joker y Peach en Super Smash Bros. Los cantantes asiáticos son mi gusto no tan culposo. Let's rock!