El debate de una alteración en la bases morales frente al uso de psicotrópicos en el mundo, funciona como el principal motor del documental Buen Viaje: Aventuras Psicodélicas (2020), nueva producción original de Netflix.

aventuras psicodelicas poster

Con una creciente apertura, en su mayoría abanderada por las nuevas generaciones y tecnologías, ante el uso responsable de sustancias que puedan alterar el estado natural de la conciencia humana, se ha originado un cúmulo de reflexiones ante una posible fragmentación en la moralidad arraigada alrededor de la experiencia con los mencionados alucinógenos.

Un grupo de artistas, entre los que encontramos nombres como Carrie Fisher, Sting, Sarah Silverman, Judd Nelson, Ben Stiller, entre otros, han sido reunidos por Donick Cary (Guionista de TV) para compartir experiencias personales bajo los efectos producidos por alucinógenas, que los han llevado a un cuestionamiento de la realidad.

Dejando de lado las reiteradas rencillas generadas por las prohibiciones de sustancias como el LSD en Estados Unidos, esta producción original de Netflix utiliza el formato documentalista para revalorizar los alcances que puede tener la decisión de cualquier individuo, quitando los señalamientos morales a través de pequeñas dosis de sátira.

Los medios de entretenimiento o informativos se han encargado de permear en la población ciertos estándares sobre las experiencias visuales producidas por los psicotrópicos; leyendas urbanas que los protagonistas afirman o reprueban a través de sus narraciones, y que son reinterpretadas por medio de animaciones psicodélicas realizadas por Sugarshack Animation.

Cada entrevistado, cada andanza, cada viaje que el documental retrata con una completa libertad de opinión, disecciona el estado alterado producido por los químicos que, haciendo paráfrasis de las declaraciones en el filme, crean un “estado de completa consciencia de la realidad”.

El libre albedrío de una actualidad distorsionada por su propia autocensura, se ha limitado ante la posibilidad de establecer vínculos más cercanos con nuestros contextos, ya sea globales o personales, siendo esto un punto relevante durante en la cinta.

La relación del humano con la sustancia es la verdadera incógnita que es planteada, una y otra vez, en los relatos de estas figuras artísticas, que si bien gozan del respaldo de carreras sólidas que permiten esta clase de libertad de expresión, no podemos omitir el valor amoral de sus vivencias.

Si bien este documento se enfoca, en gran parte, a funcionar como un espejo del propio estado alterado, también ofrece una vista concreta a los debates en materia de política de salud estadounidense, los cuales se encuentran en constante análisis acerca de los psicotrópicos como apoyo para tratamientos de afecciones psicológicas.

El empirismo es la herramienta utilizada para construir un divertido viaje fílmico, sin ninguna clase de interés por entrar en diálogos que abrumen al espectador, y ofreciendo un desenfado total tanto de sus protagonistas como de los mismos realizadores.

La búsqueda de un retrato en pantalla, lo más fidedigno posible, de los relatos del documental a través de la animación, es una forma de evidenciar las equivocadas propuestas que algunas películas pueden llegar a tener de las experiencias con sustancias, mencionando a Fear and Loathing in Las Vegas (1998) como uno de los más cercanos a un probable viaje psicodélico.

Finalmente, nuestra autopercepción emocional y del entorno, son elementos que los narradores utilizan como pilares para una pacifica experiencia psicotrópica, llevándolos a puntos de autodescubrimiento potenciando sus defectos o virtudes.

¿Cuál es la verdadera droga? ¿La sustancia o nuestro miedo a salir del esquema cotidiano? El trabajo simplemente es encaminado como una pieza de divertimento, que puede funcionar como un pequeño trampolín para que el espectador se acerca a una investigación más profunda del tema y, así, forme su propio criterio.

Sin duda alguna, un hilarante documental de Netflix que puede abrir la puerta de interesantes conversaciones en cualquier reunión. ¡Ten un buen viaje!

Título: Buen viaje, Aventuras psicodélicas
Título original: Have a Good Trip: Adventures in Psychedelics

Reparto:
Adam Horovitz
Nick Offerman
Rosie Pérez
Adam Scott
Sarah Silverman
Sting
Ben Stiller
ASAP Rocky
Carrie Fisher
Anthony Bourdain

Año: 2020
Duración: 85 min.
País: Estados Unidos
Director: Donick Cary
Guión: Donick Cary
Fotografía: Skyler Rousselet, Stash Slionski
Género: Documental
Distribuidor: Netflix

Deja un comentario

RivaKun
Pesimista patológico al puro estilo de Woody Allen. Amante del cine, fotografía y arte. Adicto a la televisión y los deportes, en especial el fútbol.