Ghosteen es el decimoséptimo álbum de estudio del grupo Nick Cave and The Bad Seeds el cual es un álbum doble

Ghosteen
Ghosteen cover

Nick Cave nunca podría ser acusado de adoptar una perspectiva caprichosa sobre la vida y de cómo vivirla. Y es que el mundo del trovador gótico se sumió en una oscuridad muy real en demasía a raíz de la trágica muerte de su hijo adolescente Arthur en 2015.

Ese terrible evento sucedió durante la grabación de su álbum anterior, Skeleton Tree, un lanzamiento que cimbró bajo la sacudida de la pena aún medio procesada por parte de Nick Cave. Fue extraordinario su dolor reflejado en aquel disco de un artista consumido por la emoción y escucharlo intensamente en sus letras se sintió como una intrusión a su vida personal.

Después del shock llegó el silencio. O al menos el tentador concluir de aquello, después de pasar tiempo con el extenso y crepuscular LP número 17 de Cave.

Ghosteen no aborda específicamente el duelo de Nick Cave. Sin embargo, las alusiones al más allá están siempre presentes. Ghosteen, el track que da título al álbum, es el término del cantante para “espíritu migratorio”; por otra parte, sus letras son inquietantemente específicas que prácticamente las puedes visualizar.

Él canta sobre un “hombre loco de pena” en Sun Forest, mientras una serie de baladas de piano barrocos suenan funcionando como el núcleo emocional del disco. “Estoy a tu lado … búscame“, susurra el intérprete en una estrofa de Ghosteen Speaks. Hay dulzura entretejida detectada en la voz raspada de Cave, pero también un dolor sin fondo. El desafío, especialmente en esa pista, es llegar hasta el final sin derramar lágrimas.

Ghosteen, producido con Warren Ellis, colaborador habitual de Bad Seeds y grabado en California, Brighton y Berlín, es un álbum doble en el que los dos discos tienen puntos de vista distintos.

Nick Cave escribió en su sitio web que la primera parte representaba “los niños”, la segunda parte “los padres”.

Musicalmente, la mayor diferencia es el alcance. El primer lado contiene ocho confesionarios razonablemente convencionales que muestran el estilo cada vez más agrietado y saturado de sabiduría de los 62 años del artista.

Hay indicios muy claros como de seguir los pasos de Leonard Cohen en su vejez sardónica, como en Bright Horses y su yuxtaposición de un coro con la cansada y notoria dicción de Nick Cave.

Esa sensibilidad continúa con Night Raid, donde Cave mira hacia atrás con una melancolía casi insoportable en una noche salvaje con una amiga. “Nos asomamos por las ventanas cuando la lluvia cayó sobre la calle“, murmura.

Solo Cave podría elevar una violación flagrante de salud y seguridad a un retrato devastador de romance y arrepentimiento. Lo que falta es la sensibilidad del predicador enloquecido por el azufre de los himnos como Red Righ Hand, también conocida como el inconfundible tema de Peaky Blinders.

Pero Ghosteen nos invita a considerar justamente eso, que el viejo Nick Cave, aquel de los gruñidos y los ojos llameantes, se ha alejado, se está yendo para nunca volver.

Las tres canciones “para padres” en el lado dos que finalizan el material, se alejan de lo agridulce y son relativamente tranquilas, casi como inspiradas por aires de Brian Eno y su ambient.

Solo estoy esperando que llegue mi hora“, canta tranquilamente en Hollywood y su duración cerca de los 14 minutos. Marcando con esto, el momento culminante de un álbum extraordinario, rebosante de agonía, honestidad y asombro silencioso que parece al fin procesar el dolor y la verdadera oscuridad que sacudió a un hombre y la pérdida de una pieza esencial de su vida durante el Skeleton Tree.

Ghosteen, el espíritu migratorio en paz de Nick Cave
Ghosteen, el espíritu migratorio en paz de Nick Cave 1

Ghosteen. La voz de Cave es más rica que nunca en este impresionante álbum doble que pone la desesperación contra la empatía y la fe.

Puntuación del editor:
4.5

Deja un comentario

Reseña Panorama
Ghosteen
Ángel Santillán
Explorador galáctico de las órbitas musicales. Vivo en una y mil canciones más.