Okills, la banda venezolana, se presentará en el Lunario del Auditorio Nacional el 13 de diciembre a las 21:00 hrs, festejando y modificando la imagen de Venezuela, nos comparten unas palabras antes de su show.

En entrevista con Alberto, el vocalista de Okills, nos menciona cómo se han sentido en México, cómo el público los ha recibido, además de mostrarnos su interés de posicionar a su país como algo más que conflictos políticos y económicos.

Estamos preparándonos para su primer Lunario, ¿cómo se sienten para esta fecha y cerrando el 2016?

Todo lo que sentimos es un reto, creo que el Lunario es un recinto súper importante, es el primer paso que una banda debe hacer en México. Estamos muy emocionados, después de no hacer shows en la Ciudad de México desde hace mucho tiempo, es la primera vez que nos presentamos, hemos tenido la fortuna de ser teloneros de bandas amigas como en los conciertos de Mon Lafruta, Comisario Pantera, entre otros; será la primera vez que mostremos nuestros colores, un show nuevo con músicos invitados. En verdad, estamos súper emocionados.

Esto de producir un concierto aquí en la CDMX, ¿qué sabor de boca les deja?

Es un show en donde podemos hacer lo que queramos, se puede poner el concepto que queramos, por eso mismo el sabor de boca que nos ha dejado, y espero que así sea con los demás, es bueno. Afortunadamente, la gente ha recibido muy bien el evento, es muy bonito porque no lo esperábamos. Faltan dos semanas pero  sentimos que ya está a la vuelta de la esquina.

Ya han cumplido un año estando en la Ciudad de México ¿cierto?

En México, prácticamente hemos estado dos años, primero llegó una parte de la banda y la otra llegaron con la firma de los Manejadores, en noviembre cumplimos el año de estar trabajando con ellos. Estamos muy contentos con el equipo de trabajo, además de contar con el público mexicano que nos ha tratado super bien y de creer en nosotros, aquellas personas que trabajan con nosotros saben que  es bueno lo que hacemos, eso es bonito. Este año en México ha sido mágico.

¿Sienten que esta es una nueva etapa de la banda? ¿el decidir venir aquí?

Nos dimos una sorpresa bonita al venir, llegamos solos desde Venezuela con un disco y nos percatamos en la industria musical en el país es importante porque tienen un buen conocimiento de lo que trabajan y nosotros desconocíamos esto, lo descubrimos cuando empezamos a trabajar con los Manejadores, concierto tras concierto, las giras, que hay que vender por aquí y por allá. Es un trabajo de 24 horas, una mega sorpresa al ver la gente consume música. Lo que realmente ayuda a la industria no es la misma industria musical sino la misma gente, los mexicanos hacen que las bandas estén contentos con lo que hacen. 

En México la música se convierte un consumo cultural, lo que hace distinto estar aquí.

La diferencia con otros países, por ejemplo, el caso de Venezuela también consumen música pero evidentemente por el tema económico y político se dificulta mucho vivir de la música, es un tema de momento. La diferencia de públicos es evidente, en cada país siempre hay algo distinto es lo bonito de las bandas grandes, la experiencia de vivir con cada público de diferente manera.

Sí tuvieran la posibilidad de tomar el mando en la escena musical de Venezuela, ¿qué le cambiarían para evitar que el talento nacional busque alternativas fuera del país?

Considero que lo que se debe hacer es, más que a los músicos, quién necesita una reeducación es  la gente, hacer que tengan conciencia que no sólo es necesario escuchar la música, los músicos también comen. La gente se queja por pagar por un concierto de una banda mexicana, o en nuestro caso, venezolana, pero al ser una banda norteamericana o europea, pagan sin decir nada.  Es necesario reeducar al público, tal vez con una campaña, para que la música no se pierda y crezca.

Buscan el poner en alto a Venezuela, ¿qué es lo quieren decir de su país?

Los temas que surgen del país son políticas, sea donde sea, las noticias que se leen son negativas, “la gente esta pasando hambre o que el gobierno no sirve”, lo cual es verdad pero el salir a otros países a posicionar nuestra bandera nacional es una manera de limpiar el nombre de tu país, qué mejor que la cultura para hacerlo. Qué bonito es pensar en Venezuela por bandas como Okills, Caramelos de Cianuro o alguna otra banda en vez de Nicolas Maduro o Hugo Chávez. 

¿Han realizado alguna celebración de este año, la etapa que están pasando, o el Lunario es parte del festejo?

Será en Lunario porque, además de cumplir años, cumple años nuestro manager, el baterista, muchos cumplimos años en diciembre. Vamos a juntar todas las fiestas para celebrar y no gastar tanto dinero (suenan risas).

Están en México, en plena conquista, ¿qué otros planes tienen para el público mexicano?

Para el 2017 ya tenemos confirmados un par de festivales, la otra mitad de la gira Latinoámerica Super Sónica, en Latinoamérica y en México. Los primeros 9 meses será para terminar la promoción de nuestro disco América Super Sónica, además de sacar el lado del B donde realizaremos un disco tributo a Los tres, al final del año sacaremos lo nuevo de la banda.

El Lunario será la mejor oportunidad para conocer a la banda, menciona Alberto. Una gran oportunidad para jugar con los cinco sentidos, crear un gran show, perfecto para celebrar con la banda además de permitir cambiar la imagen de un país que esta viviendo un cambio contundente. Okills  los esperan con ansias en el Lunario del Auditorio Nacional.

Deja un comentario